Tai Chi Kung


1ª Clase de prueba gratuita

Reserva tu Plaza


Inicio Noviembre 2013

Horario: Martes de 10 a 11 y de 17 a 18h

Precio: 30 €/mes - 10 €/clase suelta



Es una composición originaria de la Cina, una unión de dos distinta disciplinas. El Tai Chi y el Chi Kung. Tai significa "Supremo", el carácter chino “Chi” significa “aire”, “fluido que anima la respiración”, “soplo”; es el “ki” japonés del Rei-ki y tiene un significado similar al del Pneuma de la Grecia antigua, del Ka en el antiguo Egipto o del Prana de los hindúes y más.

 

“Kung” significa trabajo, ejercicio, método, técnica o Arte. “Tai Chi Kung” lo traducimos como “Suprema Arte del Chi”.

 

La práctica del Tai Chi Kung se compone de una serie de ejercicios simples, accesibles para todos, que enfocan la conciencia hacia la energía vital del cuerpo. Es una profunda meditación en movimiento que permite tomar conciencia de flujos de energía, moverlos, guiarlos, amplificarlos, acumularlos y descargarlos.

 

El propósito de la enseñanza es dar herramientas a la persona para desarrollar, ya des del inicio, la percepción de la energía vital. Es un camino interior de escucha del cuerpo.

 

El manantial del Chi se encuentra en el Tan Tien (o Hara, segundo chakra, Kath point, etc.). Es el centro del cuerpo y el lugar privilegiado del enfoque de toda la energía vital. Está situado dos o tres dedos por debajo del ombligo, y se puede encontrar llevando la conciencia a esta altura del cuerpo, hacia la columna vertebral. Es como una puerta que nos da aceso a otra percepciòn, donde el dominio de la percepción misma se convierte en algo distinto. Desbloqueando articulaciones, despertando la percepción del Tan Tien y liberando la respiración, es posible darse cuenta de como, espontáneamente, nuestro cuerpo se alinea con los movimientos naturales de expresión de la vida.

 

Existe un arte relacionado, llamado “Tai Chi Chuan”. Es una consecución de movimientos lentos que parecen una danza y que tal vez hemos observado practicar en parques, o visto en algún documental. De este arte existen muchos estilos distintos.

 

Sin evidencias energeticas, las formas de “tai chi” arriesgan de quedarse esteriles y sin sentido.. llegando algunas veces a ser un daño por el cuerpo (dolores varios, a las rodillas, cabeza, o sobrecargos energeticos). Por lo que es mi experiencia, la base de entrenamiento fisico y muscular requierida para aprender el tai chi solo desde la imitación de los movimientos es algo que no todos tenemos. Pero hay algo que sí todos podemos alcanzar aquí y ahora: la energia. Nacer concientemente al mundo de la energía, esto es lo que se propone en los grupos de práctica.

 

En muchos casos oímos hablar del Yin y del Yang, como un principio dual de los fenómenos de la vida. Es una filosofía que llega des del oriente, y que a menudo ha sido malinterpretada, simplemente porque no es una teoría, sino una pràctica. Es una experiencia vivencial, donde el conocimiento es la experiencia misma. Y es una verdadera medicina que procura equilibrar nuestro metabolismo y nuestra vitalidad. El Chi Kung nos permite “conocer”, nos permite experimentar el aquí y ahora, en una búsqueda parecida a la que la naturaleza misma cumple, movimientos coordinados, circulares, equilibrados, complementarios y ciclicos.

 

Las técnicas energeticas que se practican en los grupos, se sostienen sobre y reinterpretan antiguas estructuras de disciplinas que hoy día, a menudo, han perdido su componente exploradora y creativa, o sea, su verdadero impulso de nacimiento. Se utilizan las bases del Dao-in, Chi Kung, Yi Quan y Tai Chi Chuan.

 

Las finalidades son la conciencia del ser, la salud del cuerpo y la creatividad en nuestras intenciones. Sin nunca olvidar las sonrisas!!!

 

Coordina:

Alberto Ribero: Licenciado en psicología, instructor de Tai Chi Kung y meditación (recibió las enseñanzas del Arte del Chi, método V. Stevanovich), Psicoterapeuta con orientación Transpersonal.