Claves para la gestión del cambio personal: Intención + Acción

Pies en una ruta
La gestión del cambio personal

 

Aprovechar el inicio de un año o de un nuevo ciclo para la gestión de un cambio personal requiere de intención y de acción. ¿Qué cambios internos necesitas y qué cambios externos podrían ayudarte a rediseñar tu vida? 

 

Escrito por Jordi Gil.

Psicólogo Barcelona. Terapeuta Gestalt



Psicología y Terapia Gestalt:


Se acabó el año y empieza otro. Lo cíclico se manifiesta de nuevo.

La vida es un ciclo lleno de ciclos. Una breve pausa entre el final y el principio de uno de ellos siempre ayuda un poco a diseñar una vida vivida y gestionar un cambio personal, en pos de esa autobiografía de Neruda llamada Confieso que he vivido.

Podemos aprovechar el inicio del año para rediseñar nuestra vida.


“Al final, lo que importa no son los años de vida, sino la vida de los años.”

 Abraham Lincoln


El proceso de cambio personal: Mundos internos y mundos externos

En un proceso de cambio personal, podemos empezar distinguiendo nuestro mundo interior del exterior.

 

Posibles Intenciones para nuestro Mundo interior:

  • Crear atención plena en tu vida y aprender a estar más presente
  • Ser amable y compasivo contigo mismo sin caer ni en dejadez ni en narcisismo
  • Nutrir lo íntimo. Crear conexiones profundas con otras personas
  • Acercarse el bienestar y placer.
  • Seguir aprendiendo a manejar el aspecto intenso de las emociones, ira, depresión, pánico, euforia, …
  • Reconocer e incluir nuestro lado oscuro/desconocido sin penalizarnos.

Posibles intenciones para nuestro Mundo exterior:

  • Desarrollar actividades lúdicas, viajar, cenas con amigos, …
  • Metas profesionales del tipo escribir un libro, pedir un ascenso, trabajar desde casa un día a la semana, reducir horarios, …
  • Metas de pareja, viajar juntos, cena romántica cada viernes, comprar una furgoneta, …
  • Aprender una disciplina o arte desde el eneagrama, la jardinería, …
  • Realizar acciones pendientes sea llamar a un fisio, consultar un abogado, celebrar un éxito anterior, …

Las primeras dependen más de uno mismo y las otras quizás no tanto, lo importante es ocuparnos de lo que sí depende de nosotros. Para la gestión del cambio personal, ambas intenciones en pos de una mayor efectividad real, deben ir acompañadas de acciones concretas en el mundo.

La gestión del cambio personal: Sumar intenciones y acciones

Algunos ejemplos de gestión del cambio personal con intenciones y acciones son:

  • Quiero finalizar mi jornada laboral a las 19h >>>> Hablaré de ello con mi jefe antes del 31 de enero
  • Quiero contener mi ira >>> Me quedaré en silencio ante los comentarios despectivos de la gente cuando circulo en bici.

Será la combinatoria de intención + acción lo que nos llevara a resultados vitales reales.

 

También puedes crear una lista de “Sí o sí este año…” con 3 puntos: 

  • Este año sí o sí me saco el carnet de conducir
  • Este año sí o sí cambio de trabajo
  • Este año sí o sí pido un aumento de sueldo.

“Hay una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica: la voluntad.”

 Albert Einstein (1879-1955) 


Pase lo que pase.

Busca ser la mejor versión de ti mismo. 

Inténtalo y acciónalo. 

 

Por Jordi Gil Martin - Co-Director Gestalt Salut Psicoterapia

Puedes contactar al autor a través del formulario al final de la publicación. 

Bajo licencia Creative Commons BY-NC-ND

 

Últimos posts de nuestro blog:


 

Esperamos que este artículo sobre la gestión del cambio personal te sea nutricio y útil para tu desarrollo personal. Puedes dejarnos tus comentarios aquí abajo...

 

¡Déjanos tus comentarios sobre el artículo! 

Escribir comentario

Comentarios: 0