El presionar

 

Somos seres físicos que vivimos leyes fiscas como la gravedad o a la presión, asimismo somos seres mayormente líquidos, nuestro organismo posee una presión interna que permite poder subsistir en nuestro medio interno y relacionarnos con el externo.

 

Por otra parte como lo físico se suele traducir en comportamientos psicológicos nos pasamos el día presionándonos o presionando al otro, ya sea presionándome a hacer las cosas perfectas o presionando al otro, ya sea seduciéndolo, manipulándolo, etc…para que haga algo que deseamos que haga.

 

La presión en exceso deforma, empuja, oprime o daña lo presionado igual que sin cierta presión arterial no viviríamos ni nos motivaríamos.

 

Es importante estar atento a cuando me presiono en exceso, ya que cierta presión es necesaria para vivir mientras que otra es dañina, igual que es sano presionar al otro si lo invito a un compartir nutricio para ambos, influenciar no es manipular. Existe una graduación entre tener la presión alta y la presión por los suelos, entre oprimir al otro o invitarlo a un café.

 

Ejercicio 1

  • Anota dos maneras en las que te auto presionas en exceso, p.: forzándote a hinchar tu agenda de compromisos, exigirte a hacer una formación que no te apetece pero que te dará status,…

Ejercicio 2

  • Y reflexióna acerca del sentido o sinsentido de este autopresionarse. 
  • Asimismo reflexiona acerca de 2 momentos en que te sentiste presionado.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0