De Batallas a Decisiones

La vida nos ofrece múltiples oportunidades y situaciones que pueden ser vividas como una batalla y así la vida puede configurarse como una guerra y tú como un soldado, esto implica un gran desgaste y una disminución del disfrute de la vida, recuerda a Epicteto cuando afirma «La vida es demasiado corta, y tienes cosas importantes que hacer.»

 

Poder discernir las batallas que quiero afrontar y las que no, nos permiten ahorrar y energía y depositarla en nuestros sueños, y deseos más profundos e íntimos.

 

Quizás un buen empiece es aceptar el principio vital del desacuerdo que implica la vida, no siempre caerás bien o gustaras y muchos estarán en desacuerdo contigo, tu parte serena te permite estar de acuerdo con el desacuerdo.

 

Además desecha la perfección y la autoexigencia de ganar siempre, hasta los dioses son imperfectos, recuerda a los dioses griegos Los dioses griegos eran tan imperfectos que cometían pecados al igual que los humanos...

 

Otra cuestión que suma es tener claro que tener razón a veces no da la felicidad y que luchar por tener la razón en una discusión de pareja quizás sea una derrota estrepitosa de tu relación o convencer a tu vecino de algo quizás te haga perder su confianza.

 

También es importante probar de viajar por la autopista de la confianza en que se puede dialogar desde lo agradable, el compañerismo, en definitiva desde la igualdad.

 

Y cuando discrimines donde quieres poner tu energía, lucha con toda de la que dispones, con la muerte a tu izquierda y la vida en tu derecha, se generoso con la vida que se te ha concedido, da todo lo que tengas, es tu vida, tómala. Di sí con todo.

 

A medida que elijas las batallas que quieres luchar y las que ya no, estas batallas dejaran de serlo y pasaran a ser decisiones, decisiones que implican tu plena participación en tu vida.

 

Ejercicio Reflexiona acerca de dos batallas que te quitan más que te dan, por ejemplo luchar para que una persona del trabajo cambie un poco o te diga lo que necesitas escuchar, y determina dos decisiones de vida donde quieres poner tu energía, sea escribir un libro o disfrutar de tu hijo/a.

Después de esta toma de conciencia, visualiza y respira como seria tu vida saliendo de esas dos batallas y depositando tu energía en dos deseos que te mueven desde lo íntimo

 

Jordi Gil

Co-Director Gestalt Salut Psicoterapia

 

Comentarios: 1 (Discusión cerrada)
  • #1

    Susie Tenaglia (jueves, 02 febrero 2017 21:22)


    Thanks for finally writing about > %blog_title% < Loved it!